disenoune-logo-f-2020
disenoune-feng-shui-armonizando-espacio

Feng Shui, armonizando mi espacio

Metas, deseos, sueños… Todos los tenemos y quizá, hasta sea una lista larga. Pero, ¿te has preguntado si tu casa está en sintonía con lo que deseas materializar?

Hace más de 20 años conocí esta técnica china ancestral, que en realidad es una filosofía de vida ¿por qué? Nos enseña a cómo vivir mejor, poniéndole atención a los detalles que en el día a día pasamos desapercibidos, por la prisa con la que transcurre el tiempo para nosotros, llenos de actividades y sin pausas para sentir, admirar, degustar, escuchar o simplemente «observar».

Mi primera pregunta sería: ¿cuántos objetos has comprado para tu casa porque estaba de moda, en oferta o porque era bonito? Y si te dijera que te puedo sugerir otra forma para seleccionar los objetos afinando tu ojo y tus sentidos para que tu casa sea más armónica ¿lo creerías? ¿Lo harías? Te cuento y, a la vez te comparto cinco tips para que empieces, ¡listo!

Acá tienes algunos parámetros sencillos para que empieces a recorrer cada uno de los espacios de tu casa, editando, revisando y renovando la energía para ir alineando tus deseos e intenciones. Disfrútalo y dedícale tiempo, verás que no es tan complicado y tus sentidos se irán afinando, de ahora en adelante pondrás más atención al momento de elegir lo que llevas a tu casa.

5 tips para la armonización

  1. Feng Shui significa «viento y agua», es un ciclo de renovación por lo que se espera que haya un flujo constante de energía positiva a tu alrededor. Vigila si todas las puertas de tu casa abren y cierran perfectamente, sin problema (incluye los clósets), de ser necesario repara las que lo requieran.
  2. Con el tiempo nos vamos llenando de objetos, recuerdos, algunos a lo mejor se quebraron y eso significa que cumplieron su tiempo contigo, lo ideal es dejarlos ir o cambiarlos, guardar objetos rotos frena tu abundancia y aunque los repares, ya no es lo mismo.
  3. Una regla de oro del Feng Shui son las formas orgánicas, redondeadas, amables al tacto y a la vista. Revisa si tienes objetos que te generen una sensación de incomodidad o peligro (filos muy pronunciados, picos que semejan espinas, espinas reales como el alambre de púas, materiales que se adhieran a la piel o que puedan rasgar la tela al pasar por mencionar algunos).
  4. Si te interesa representar «pareja», ten mucho cuidado del objeto que elijas, debe ser claramente un número 2 no 3 ni 4, no queremos invitados especiales en tu relación. En el caso de una fotografía de ambos, analiza el entorno, que se vean realmente felices, debes verla y sentir armonía, alegría y emociones positivas.
  5. ¿Te gustan las velas? Por favor, colócalas dentro de algún recipiente de vidrio para que tengas control de la llama. Las velas sirven mucho para activar las zonas, ya sea por el color, la forma o la luz misma pero no se dejan descuidadas. Si tienes que salir la apagas y cuando regresas la enciendes de nuevo, nunca las olvides o dejes encendidas toda la noche, deben estar vigiladas.

Menú